Crónica Domingo de Ramos 2017 (Burrita)

Fecha:
9 de Abril de 2017
Redactor:
Mario Hernández
Fotografías:
Manuel Molina Bolaños
Francisco Rosco Rosco
José Luis Garrido

 “dejad que los niños se acerquen a mí”

CUANDO TODO ES DISTINTO.

Cuando se abren las puertas de la Concatedral, en la tarde del Domingo de Ramos, todo es distinto. Se palpa en el ambiente que es un día especial, un día distinto. Los nazarenos, con sus capas rojas y su palma en la mano, se encaminan hacia la Plaza de Santa María desde donde, a través de la Puerta del Perdón, acceden a la concatedral.
El interior de la parroquia es un hervidero de pequeños nazarenos que, inquietos, se disponen a desparramar esencia cofrade por las calles de Mérida. Para algunos es su primera vez y para otros como si lo fuera. Los costaleros, en los soportales, apuran los minutos antes de la llamada del equipo de capataces.

Cofradía Infantil 2017
Fotografía: Francisco Rosco Rosco

Todo está a punto. A las 18,30 horas se abren las puertas y aparece la Cruz de Guía tras la que comienzan a salir los 300 nazarenos que participarán en la primera Estación de Penitencia de la Cofradía. Quizás se a ese el motivo de la cara de felicidad del Señor de la Entrada en Jerusalén, 300 niños a su alrededor jaleando y moviendo palmas “dejad que los niños se acerquen a mí” fue la consigna.

Cofradía Infantil 2017
Fotografía: José Luis Garrido

Y así, revolucionaron a Rómulo y Remo que, en la Plaza de Roma, contemplan el devenir diario de la ciudad. Con el puente romano de fondo, y enmarcándose en la muralla de la Alcazaba, Cristo entra en “Mérida-Jerusalén” en medio de la algarabía y se sorprende ante la grandeza del Templo de Diana que, majestuoso, se convierte en el palacio en el que, en pocos días, será condenado a muerte.
Mientras avanza por Concepción, a la altura del convento, se sobrecoge por el silencio de sus paredes y al revirar mira de reojo al Arco de Trajano, pórtico solemne de la ciudad.
La llegada a la Concatedral, impresionante, fue magníficamente trabajada por su cuadrilla de costaleros que, al igual que durante el recorrido, levantaron los aplausos del numeroso público que se congregaba en las inmediaciones del Templo.

Cofradía Infantil 2017
Fotografía: Manuel Molina Bolaños

Y allí quedó a la espera de la Penitencia que, en la jornada del Lunes Santo, traerá la gran jornada de la Cofradía pero eso, eso ya será harina de otro costal.

Galería Fotográfica:

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmail
error: Contenido protegido. Junta de Cofradías. Semana Santa de Mérida